Existen varios tipos de láseres que se utilizan en diversos tratamientos odontológicos y con diferentes fines. Actualmente el más utilizado en cirugía es el láser de diodo, que se emplea fundamentalmente en  intervenciones quirúrgicas sobre los tejidos blandos (encías, lengua, pared anterior de los labios, carrillos, piso de la lengua, velo del paladar…).  Las dos áreas en las que la cirugía con láser de diodo es más frecuente:

  • Cirugía bucal. El láser de diodo  permite mejorar las intervenciones quirúrgicas de los tejidos blandos, incluso de aquellos situados en la proximidad de los dientes. Está indicado para el corte de la encía y de la mucosa bucal para obtener coagulación en los procedimientos quirúrgicos con excesivo sangrado y para hacer el curetaje de tejidos blandos. Algunas de las intervenciones quirúrgicas que se pueden realizar con el láser de diodo son: gingivectomía, exéresisbiopsia de tejidos blandos (que consiste es la extirpación y el examen microscópico de una pequeña muestra de tejido blando para fines de diagnóstico), extirpaciones del frenillo y vestibuloplastias (un procedimiento para corregir el espacio que hay entre el labio y la encía, con el fin de adecuarlo para la colocación de una prótesis removible), 
  • Enfermedad periodontal. El láser de diodo permite realizar el curetaje de los tejidos blandos, el desbridamiento de las bolsas periodontales y todas las incisiones y escisiones gingivales. También tiene gran utilidad en la descontaminación de las bolsas periodontales, ya que consigue eliminar las bacterias anaerobias que contienen.

En los casos que hemos visto, el láser en odontología tiene ventajas considerables frente a la cirugía tradicional:

  • Disminuye la inflamación y el dolor tras la intervención 
  • La cicatrización es más rápida y en la mayoría de los casos no se necesita sutura
  • Necesita menos anestesia, con lo que se eliminan los tan temidos “pinchazos”
  • Disminuye el sangrado al producir coagulación sanguínea

En cuanto a los inconvenientes, en el caso de la cirugía con láser odontológico, el principal es que no todas las clínicas o profesionales disponen de esta tecnología o con la formación adecuada necesaria en su aplicación, con lo que antes de realizaros una cirugía deberéis preguntar si queréis disfrutar de las ventajas que proporciona la aplicación del láser.