El cepillo dental es una herramienta imprescindible en el cuidado de la higiene diaria. En Dentix apostamos por la prevención, algo que sería imposible sin este gran aliado. Muestra de su importancia es la gran variedad de cepillos que tenemos a nuestra disposición y que es interesante conocer para poder elegir el que mejor se adapta a las necesidades de cada uno.

 Este instrumento sirve para eliminar la placa bacteriana. Para que sea eficaz debe tener una serie de características: el mango recto, un cabezal que llegue fácilmente a todas las partes de la boca y cerdas sintéticas con puntas redondeadas. Estas cerdas deben ser homogéneas, de la misma longitud y perfectamente rectas. En cuanto pierden estas características, es decir, cuando aparecen dobladas y deformadas (aproximadamente cada dos meses de uso regular), es hora de cambiar el cepillo.

Podemos diferenciar 2 grandes familias de cepillos:

A.      Cepillo manual: se usa desde hace muchos años y tiene un buen historial de resultados, avalado por multitud de estudios y la experiencia de los profesionales de la odontología. Entre las ventajas del cepillo manual cabe destacar:

·         Precio y disponibilidad: Es barato y accesible. Los cepillos eléctricos pueden resultar demasiado caros según el fabricante.

·         Fácil de transportar: No es tan aparatoso como un cepillo eléctrico y es menos probable que  abandonemos nuestros hábitos de higiene oral durante las vacaciones.

·         Menos presión sobre los dientes y encías: Con un cepillo manual podemos notar fácilmente cuánta fuerza estamos aplicando sobre los dientes y encías. Aplicar mucha presión al cepillarnos puede desgastar el esmalte, causar dolor, sensibilidad, retraimiento de encías.

·         Indicado para los niños.

Tipos:

1.       Cepillo infantil: de cabezal pequeño, fibras suaves y menos espaciadas.

2.       Cepillo interproximal: ideal para espacios interdentarios más amplios de lo habitual.

3.       Cepillo periodontal: más suave recomendado para inflamaciones gingivales y pacientes periodontales

4.       Cepillos especiales para la ortodoncia: diseñados para facilitar el cepillado de quienes utilizan brackets.

5.       Cepillos quirúrgicos: específicos para ser utilizados después de una cirugía oral en el que necesitemos higienizar zonas sensibles( heridas o puntos). Muy suaves

6.       Cepillo lingual: para la limpieza de la lengua, retira la suciedad y ayuda a mejorar el aliento.

B.      Cepillo eléctrico: Es recomendable para toda persona que no sea capaz de realizar un buen trabajo con el cepillo manual.  Según la Asociación Dental Americana, personas con movilidad reducida en hombros, brazos y manos pueden beneficiarse de las características del cepillo eléctrico.

Los cepillos eléctricos actuales vienen equipados con una variedad de funciones algunas de ellas muy interesantes:

·         Sensores de presión: Nos indican si nos estamos cepillando demasiado fuerte

·         Temporizador: para saber si estamos cepillando lo suficiente cada zona

·         Acceso zonas difíciles: tienen cabezales pequeños pueden acceder mejor a las zonas complicadas

·         Distintas velocidades.

Desde Dentix queremos transmitir que el mejor cepillo que puede comprar es aquel que vaya a utilizar. Lo esencial: cepillarse los dientes al menos 2 veces al día durante 2 minutos.

fuente de la imagen: mahmoud99725