En anteriores entradas del blog, ya hemos explicado qué es y cuáles son las principales causas de la endodoncia, y también hemos abordado de manera detallada en qué consiste el tratamiento de la endodoncia, cómo se lleva a cabo y las pautas a seguir tras la operación.

Ahora queremos profundizar en los distintos procedimientos de endodoncia que pueden realizarse en función de la tipología del diente a tratar. Principalmente, distinguimos tres categorías de endodoncia:

  1. Unirradicular: A priori, son las intervenciones más sencillas. Se refiere al tratamiento que se realiza en dientes que tienen un único conducto, y que normalmente suelen ser los dientes anteriores, conformados por los incisivos y los caninos.
  2. Birradicular: La complejidad se incrementa respecto a unirradicular, ya que en este caso la endodoncia se efectúa en piezas dentales que tienen dos conductos. Aquí se encuentran los premolares y algunos molares.
  3. Polirradicular o multirradicular: Es la endodoncia de mayor dificultad, ya que se realiza en los últimos molares de nuestra boca, que pueden tener de tres a más conductos. Se trata de una operación que en ocasiones no puede realizarse de una sola vez y es necesario mantener alguna sesión extra para poder culminar el tratamiento de forma satisfactoria.

Es fundamental un diagnóstico certero, de la mano de un especialista 

Más allá del tipo de endodoncia que se realice en función de la pieza dental, recordemos que en este tipo de operaciones debemos tener en cuenta varios aspectos fundamentales del proceso. El primero de ellos es la radiografía previa para evaluar el grado de afección del diente y al mismo tiempo asegurar el tipo y el número de raíces, que como veíamos va a determinar cómo será la endodoncia elegida. En Dentix, somos especialmente exigentes con estos diagnósticos y utilizamos para ellos las últimas tecnologías, ya que un tratamiento exitoso sólo puede venir de un análisis exhaustivo.

Por otro lado, recalcar que es importante que este tratamiento consistente en la extirpación del paquete vásculo-nervioso que se encuentra en el interior del diente para acabar con el dolor dentario, y su seguimiento posterior, debe realizarse siempre por especialistas, en este caso por endodoncistas. Otra de las máximas de Dentix, que cada caso sea atendido por expertos en cada una de las disciplinas odontológicas.